La vida es más fácil si se mira desde un punto de vista rosa y de peluche

lunes, 2 de febrero de 2009

Laura Gallego

Laura Gallego García nació el 11 de octubre de 1977 en Quart de Poblet (Valencia). A los once años comenzó a escribir con su amiga Miriam, la que sería su primera novela sin publicar, Zodiaccía, un mundo diferente (disponible en su página web). A los 21 años, cuando estaba estudiando Filología Hispánica, escribió la novela Finis Mundi, con la que obtuvo el primer premio en el concurso El Barco de Vapor de la editorial SM. Su segundo premio en el concurso El Barco de Vapor lo consiguió con su novela La leyenda del Rey Errante, libro que ella consideraba mejor que el anterior.

Es fundadora de la revista universitaria Náyade, repartida trimestralmente en la Facultad de Filología y fue codirectora de la misma desde 1997 a 2000.

Su primera novela publicada fue Finis Mundi (1999), pero obtuvo mayor popularidad con su trilogía Crónicas de la Torre. A raíz de esa trilogía surgió un gran interés por su obra, especialmente en Internet. Pero aunque su fama se debe principalmente a las novelas juveniles, ha publicado también obras dirigidas a un público infantil (Retorno a la Isla Blanca, El cartero de los sueños), incluyendo a los prelectores (serie de Alba). En 2004 comenzó su segunda trilogía, titulada Memorias de Idhún, cosechando su mayor éxito hasta el momento, con más de 750.000 ejemplares vendidos. Después de esta exitosa trilogía ha publicado otros dos libros: La emperatriz de los etéreos (2007) y su última novedad Dos velas para el diablo (2008)

En la actualidad vive en Alboraya, un pueblo cerca de Valencia y realiza su tesis doctoral sobre el libro de caballería Belianís de Grecia de Jerónimo Fernández, publicado en 1579.


-Os voy a decir una cosa, diga lo que diga Hache, a mí sí que me gusta cómo y qué escribe Laura Gallego, aunque tenga esa pinta (a veces) de literatura para niñas. Me parece que toca un palo de la rama fantástica por el que sólo habían ido hasta ahora los dibujantes de manga japonés. Sí, el romanticismo vende, señores, ¿por qué no aprovecharlo?

-Lo que sí creo yo, estando de acuerdo con Plyngo, es que esta chica (si Cohen no me lee y me corrige) tiene que dar más con cada nuevo libro que escriba. Me parece que su literatura tiene que crecer y convertirse en algo más "literaria", menos suave y sencilla (que por otro lado me encanta), para que la empiecen a tomar en serio de verdad... aunque, ¿no es literatura sencilla como la que hace Laura la que más vende? Imagino que para una filóloga, tiene que ser duro escribir así, que parezca que es muy sencillo, casi que cualquiera lo podría hacer... sí, tiene que ser verdaderamente difícil.

-De todas formas, lo mejor que tiene, es su interactividad permamente con sus lectores, éso de que llegue y te diga ella misma que mañana voy a firmar ejemplares aquí y pasado voy a visitar tal sitio, esa confraternización me parece clave en su éxito presente y futuro, creo que ha dado en el clavo. Su marketing (por llamarlo así) es ejemplar.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...